Entrevista a Alberto Hidalgo y Adolfo Martínez, actores de doblaje de Gokū y Vegeta

El pasado 9 de mayo, en el VI Mibu Mijas Japan Day organizado por la Asociación Mibu en Mijas, tuve la suerte de poder entrevistar, tras la conferencia y firma de autógrafos que tenían acordado para dicho evento, a Adolfo Martínez y Alberto Hidalgo, los actores de doblaje de Gokū y Vegeta en Dragon Ball. Antes de mostrar la entrevista en sí, presentaré a los actores, aportaré alguna información sobre el manga/anime que los ha traído hasta este evento y comentaré algunos datos sobre el mundo del doblaje relacionándolos con algunos de los aspectos mencionados por ellos durante la conferencia.

            Los actores de doblaje: Alberto Hidalgo y Adolfo Martínez

Alberto Hidalgo, nacido en Barcelona, se formó como actor de doblaje en un curso de locución y doblaje en Estudio Uno de Sevilla entre el año 1990 y 1991. Obtuvo su primer trabajo gracias a la película italiana Las señoritas del 04 en 1991 pero, además, ha participado en el doblaje de numerosas películas y series como Principal sospechoso, Nacido para matar, Rex, un policía diferente, Bandolero, La brigada de los sepultureros… Su papel como Vegeta en la serie de animación Dragon Ball es el que lo ha traído hasta este evento.

ALBERTO HIDALGOvegeta-el-mejor-1

Adolfo Martínez, conocido artísticamente como Adolfo Segura, es un actor y director teatral jienense que comenzó su carrera profesional participando como corresponsal de Radio Juventud de Soria en 1978 mientras compaginaba este trabajo con su Grupo de Teatro Independiente del C.I.T. de Almazán (Soria). Al igual que Alberto Hidalgo, realizó un curso de doblaje, aunque dos años antes, en el Estudio Uno de Sevilla, tras el cual encontró rápidamente trabajo como actor de doblaje. Además, ha sido profesor y director de doblaje en el mismo estudio y actor en algunos largometrajes. Así mismo, es el fundador de la compañía Revolú Teatro de Villacarrillo (Jaén). Además de su papel como Gokū en Dragon Ball, ha desempeñado otros papeles en series y películas como El gato Isidoro, Asesinato en el Orient Express, La pimpinela escarlata, Tormenta mortal…

             Invitados-del-Salón-Manga-de-Jerez-2015-Adolfo-Segura  2963797-goku_vector_by_hdoan

           

Dragon Ball

Dragon Ball es un manga de 42 volúmenes del célebre autor Akira Toriyama
publicado en la revista Shōnen Jump de Japón entre 1884 y 1995. Esta historia, repleta de artes marciales y aventuras, relata la historia de Gokū, un joven guerrero que debe proteger la Tierra de unas criaturas que pretenden aniquilarla y conseguir unas extrañas esferas mágicas que, una vez reunidas, tienen el poder de invocar a un dragón capaz de conceder deseos. A lo largo de su periplo, conocerá un montón de amigos y enemigos, como es el caso de Vegeta.sbwwez7hxxzv9rnrlmqb

Dragon Ball encontró su adaptación a una serie de animación japonesa en 1986 y comenzó a ser emitida en España en el 1988.

En poco tiempo, Dragon Ball se convirtió en un movimiento de masas capaz de entusiasmar a una enorme multitud de niños y jóvenes, convirtiéndolos en fans de este anime de por vida.

Junto a otros importantes animes como Mazinguer Z, Heidi, Marco, La abeja Maya, Kimba, el león Blanco, Jackie y Nuca y Candy Candy, Dragon Ball supuso una de las primeras series de animación japonesa en ser emitidas en España y en contar, además, con tan buena recepción. Además, ha inspirado a otros muchos mangakas como Eiichirō Oda, Masashi Kishimoto y Hiro Mashima, creadores de One Piece, Naruto y Fairy Tail.

 robot1  1289494803123_f heidi03

            Sin duda, Akira Toriyama ha sido capaz de crear una obra que será capaz de anclar su nombre a las páginas de la Historia para siempre. Otra de sus célebres obras es Dr. Slump, anterior además a Dragon Ball, que cuenta también con una adaptación al anime.DrSlump

Proceso de doblaje y curiosidades mencionadas durante la conferencia                     

            El proceso de doblaje de una serie o película es una tarea laboriosa que pasa por numerosas manos.

En primer lugar, una productora o estudio que pretende vender un determinado producto en un país debe ponerse en contacto con su filial o con una productora amiga para, mediante esta, contactar con un estudio de doblaje. Una vez hecho el acuerdo, el estudio de doblaje recibe el guión original que es traducido más o menos literalmente para luego ser amoldado, por un adaptador o ajustador, a unos enunciados que se adecúen al movimiento de los labios del personaje, ya que sus intervenciones, al cambiar de idioma, no poseerán la misma longitud. Tras esto, el guión  traducido se divide en takes, las unidades de cobro y de trabajo en el doblaje que suelen durar entre 35 y 45 segundos.

Seguidamente, entra en juego el papel del actor de doblaje. El director se encarga de explicarle cómo debe interpretar su papel, pero el actor, en la mayoría de los casos, no ha visto la película ni la serie anteriormente. El actor dobla los fragmentos de la película o de la serie sin tener ni idea de lo que sucede en el argumento, se limita, sencillamente, a expresar lo que sus personajes les sugieren en el trozo de guión que les corresponde. Me parecía muy curiosa la insistencia de Adolfo Martínez y Alberto Hidalgo con respecto a esto, ya que los fans de la sala, durante la conferencia, les preguntaron acerca de si les gustaba Dragon Ball, a lo que ellos respondían asegurando que no la habían visto tras el doblaje ni que se enteraban de lo que ocurría en esa durante este. Adolfo incluso insistía en que Gokū no había sido un personaje con el que había disfrutado interpretando ya que, al pasarse gritando la mayor parte de sus intervenciones, le perjudicaba seriamente la garganta.

Es así como el actor de doblaje, situándose en el centro de una sala a oscuras tras un atril donde ve los takes y frente a una pantalla donde se emite el vídeo original, lee varias veces el guión, escucha la voz original del take a la vez que lee lo que debe decir y echa alguna que otra ojeada a la pantalla para observar en qué momento su personaje empieza a mover la boca. Después, ensaya una o dos veces superponiendo su voz a la original para seguidamente grabarla.descarga (3)

Tal y como describían Adolfo y Alberto en la conferencia, el trabajo como actor de doblaje es muy dinámico. Durante la jornada, podían estar pasando de una sala a otra continuamente para doblar varias cosas diferentes que no tenían que ver una con la otra.

Alguna otra curiosidad que me gustaría mencionar con respecto a lo dicho en la conferencia, es que Dragon Ball empezó a traducirse desde el gallego y, en ocasiones, desde el francés y el japonés. Otro dato curioso es uno de los comentarios que Adolfo hizo en cuanto a las diferencias en cuanto a interpretar a un personaje real y a uno de dibujos animados, asegurando que es mucho más difícil dar vida a este último tipo ya que el movimiento de su cuerpo, sus gestos… no transmite las mismas sensaciones que el cuerpo de una persona de carne y hueso, echando así en falta algunos matices emocionales.

Lo último que me gustaría comentar en cuanto a la conferencia es la gran sorpresa de ambos actores en cuanto a la repercusión de la serie, ya que el momento en el que empezaron a doblarla no podían imaginar el éxito que tendría en España.

Si queréis saber más cosas sobre el proceso de doblaje, podéis visitar las páginas en las que me he documentado:

http://reflexionestemporalesmate.blogspot.com.es/2012/10/proceso-de-doblaje.html

http://www.eldoblaje.com/varios/proceso.asp

            Entrevista

Sin más dilación, os dejo aquí la trascripción de la entrevista. Mediante ella, he querido investigar cómo funciona la traducción dentro del proceso de doblaje y averiguar algunas cosillas en cuanto al proceso y este mundillo que he creído que pueden resultar de interés, tanto para aquellos que quieran trabajar en el campo de los idiomas como para los que estén interesados en convertirse en actores de doblaje o que tan sólo sientan curiosidad. Una vez más, agradezco desde aquí a Alberto Hidalgo y Adolfo Martínez por concederme esta oportunidad. Fueron muy amables en todo momento, tanto durante la conferencia con el resto de asistentes tanto conmigo en la entrevista. Espero que sea de vuestro agrado.

 2015-05-09 20.48.02

 

La pluma de Rosetta: P

Adolfo Martínez: AD

Aberto Hidalgo: AL

 

P: ¿Cuál es el perfil profesional de las personas dedicadas a la traducción de guiones para su posterior doblaje? Lo pregunto sobre todo porque la carrera de Traducción e Interpretación es relativamente nueva y porque me ha llamado la atención que algunas de las películas en las que ustedes han sido actores de doblaje son chinas, como el Rey del Kung Fu.

 

AL: Sí, pero hemos doblado también películas antiguas chinas, en los años 70, lo que pasa es que creo que se doblaban desde el inglés.

AD: Yo recuerdo alguna película también en chino.

AL: ¿En chino?

AD: Sí, sí, sí. Por eso, el ejemplo que he dado antes (se refiere a un momento durante la conferencia) de que movían mucho la boca… además, es que se escuchaba.

AL: Sí, además en Dragon Ball hubo una época en la que, si nos quedábamos el original, venía en japonés pero claro, la traducción la habría hecho algún intérprete que fuere de japonés a castellano. No sé si tú has tenido más contacto con alguno de los traductores (dirigiéndose a Adolfo.)

AD: Yo lo que estuve dirigiendo, pero no concretamente de esto, pero sí lo que recibían en sala o como director solía ser bastante literal, que luego yo tenía que hacer un ajuste.

P: ¿Usted mismo? ¿No había nadie ajustando….?

AD: También hay ajustadores,  hay profesionales que se dedican a ajustar la película.

AL: Sí, o lo ajusta el mismo director que lo vaya a dirigir después en sala o hay otra persona que por lo general también tiene experiencia como director, o tiene bastante experiencia como actor de doblaje. Cualquiera de los dos requisitos en conveniente para realizar el ajuste de la traducción que viene, más o menos del literal que viene en el original, y adaptarlo a la métrica, al movimiento de la boca y al espacio…

AD: Y para no decirlo tan literal.

AL: Claro, y adaptarlo a los giros, a los modismos que tiene el castellano.

P: Y los traductores de los guiones, ¿saben ustedes si son licenciados en…?

AL: Suelen ser filólogos. Yo los que conozco suelen son filólogos ingleses porque no conozco a ninguno que haya traducido de otro idioma.

AD: Lo que sí te puedo decir es que al principio las traducciones eran muy literales, pero una vez que ya se entró en conversación con los propios traductores, esto ya venía de otra manera, o sea, realmente el director le expresaba que era algo muy literal y que había que hacer otra cosa de otra forma, tal y como después nosotros vamos a doblar en sala, ¿no? Y entonces algunas traducciones ya venían…

AL: Sí, ya se adaptan bastante más.

AD: Sí, y vienen mucho mejor traducidas, con lo cual evitan que haya más trabajo de dirección o del ajustador.

AL: Es que no es lo mismo traducir un libro, por ejemplo, que traducir una obra audiovisual. Entonces el libro sí lo puedes hacer ciñéndote un poquito más al literal, pero si la obra, por ejemplo, una serie comedia americana te hace un chiste sobre un personaje americano que aquí no nos suena ni lo conocemos, tienes que traducirlo y adaptarlo a algún personaje que conozcamos. Un ejemplo es El príncipe de Bel-air. En esa serie hay muchos chistes que son con personajes y cosas de la vida de ellos, por lo que se adapta entonces con mucha libertad del director para meter morcillas y cosas del ámbito nuestro, de España.

P: Una pregunta que me hago es que ahora con todo el auge de las nuevas tecnologías, de Internet, del fansub… me pregunto si en realidad hay tanta gente que vea series, primero, por la televisión, y luego en su versión doblada o si las preferirán subtitulada. Entonces les quería preguntar si ustedes han notado que haya menos demanda de doblaje en cuanto a series de televisión extranjeras.

 

AL: Ha bajado un poco la demanda pero, más que nada, porque con la crisis en general lógicamente las televisiones compran menos producción ajena y entonces se dobla menos. También se reponen muchas más cosas;  hay muchos canales de TDT que son un poco para poner reposiciones de series antiguas, y entonces material nuevo se estrena relativamente poco en comparación a lo que se hacía anteriormente. Pero lo que dices tú del fansub y todo esto, hombre, lógicamente hay muchas más personas, muchos más chicos que tienen mejor conocimiento y dominio del inglés por ejemplo y es muy bueno que las películas y las series puedan verlas también en original, también para captar los matices de los actores originales. A nosotros lógicamente lo que nos conviene es que se pueda doblar al castellano, ¿no? Pero no está de más que, para el que sepa inglés, lógicamente, es mejor para él y su práctica personal el verlo en original: inglés, alemán o cualquier otro idioma.

P: ¿Entonces las empresas de doblaje españolas aceptan últimamente muchas series que implican traducciones o directamente elaboran doblajes en español como para documentales españoles…?

 

AL: Sí, de documental hay mucha más demanda, lo que pasa es que se suele dejar el original por debajo. Doblamos por encima, no es un doblaje sincrónico, pero sÍ se está haciendo mucho.

P: ¿Y por qué deciden hacerlo de esa manera?

AL: Es por costumbre porque como no exigen que…

AD: Porque sincronizarlo encarece el producto.

AL: Eso también, claro. La labor de ajuste también hay que pagarla.

AD: Si nosotros doblásemos sincronizándolo entonces la cotización del doblaje sería de otra manera. Entonces por eso quizá se deja el original…

AL: Pero creo que es por costumbre. Yo siempre he visto que en documentales se escucha, a no ser que sea un documental específico en el que quiera la televisión que se doble todo, ¿no? O que sean recreaciones de cosas históricas que entre personajes se doble por completo, pero siempre se suele dejar el original por debajo.

P: ¿Y ustedes creen que la animación es un género muy solicitado? ¿Hay mucha demanda a la hora de traducir y doblar series de animación en España?

AL: Sí, yo creo que sí. En España se hace muy buena animación y hay muy buenos expertos en animación digital y se hacen muy buenas películas de animación aquí en España. Sí tiene bastante demanda.

P: ¿Han tenido que doblar alguna vez en idiomas que no fueran el español?

AL: Yo tuve en una película que hablar en ruso y además era un telefilm y el estudio tuvo que contratar, precisamente, a un intérprete de ruso, que era un chico bastante joven pero, a pesar de lo joven que era, por razones familiares había vivido ya en seis o siete países, y hablaba cinco o seis idiomas, y creo que tenía 27 años. Era un fenómeno, vaya, y uno de ellos era el ruso y entonces nos dijo, literalmente nos escribía en el papel lo que teníamos que decir, cÓmo lo teníamos que decir, que eran unos cuantos takes. Lo que había que decir en ruso literal tal y como lo estaba diciendo.

AD: En  muchas películas, a veces siempre aparece una frase que igual viene en francés o en inglés, pero igual es una palabra o una frase, pero lo que sí se hace también en doblaje es doblar con acento inglés, francés, ruso, alemán, italiano…. Eso siempre se ha hecho, ¿no? Yo recuerdo algunas cositas también por ahí…

P: ¿Ven mucha relación entre el trabajo como actor de doblaje y el de actor en general? ¿Ustedes por ejemplo son actores de teatro o…?

 

AD: Sí, de hecho esa profesión empieza con la de actor de doblaje.

P: ¿Empieza?

AD: Sí, nosotros somos actores de doblaje, no dobladores. Entonces claro que sí, pero también te puedo decir tres muy buenas cosas de un actor de doblaje: la dicción, la interpretación y la sincronía. Digamos que esos tres elementos son los que se barajan más, ¿no? Pero me he encontrado con actores de doblaje, por ejemplo, que no eran actores.

AL: Como yo.

AD: Pero que decían muy bien, y me he encontrado con actores, que eran actores, que no han podido doblar ni un take porque la sincronía no llegaban a captarla, a pillarla. O sea que eso puede ser así.

AL: Igual que hay actores de imagen, de teatro a los que le costaría mucho doblar un take, igual hay actores de doblaje como en mi caso, por ejemplo, que no tengo una escuela específica de interpretación y una base interpretativa, y pienso entonces que me costaría mucho hacer teatro, ¿no? O hacer cine.

P: ¿Creen que hay mucha competencia en el mundo de los actores de doblaje?

AL: Hombre sí, hay mucha, mucha competencia

AD: Y la ha habido y la habrá.

AL: En el sentido de que con el tiempo las nuevas generaciones de actores se van incorporando y, bueno, el trabajo sigue siendo más o menos el mismo y se trata de estar un poco más o menos metidos en el ajo, en el círculo, y seguir trabajando.

P: ¿Entonces cuál creen que es el perfil ideal que debería tener un actor de doblaje?

AD: Buena dicción, primero, importantísimo, interpretación y luego habilidad, lo que es la sincronía.

AL: Eso es técnica. Eso te lo da la experiencia. Saber también modular la voz, colocarla, adaptarte a lo que pide el personaje… Eso también lo da el tiempo y la experiencia.

AD: porque en el doblaje, el teatro tiene un tono, el doblaje tiene otro tono. Es completamente distinto. En el teatro se proyecta hacia el espectador;  en el doblaje se habla de otra manera dando más matices porque, claro, el actor de doblaje solo cuenta con su voz para poder darle vida a ese personaje que da ese otro personaje que da el otro cincuenta por ciento con su cuerpo, su movimiento. Entonces, son tonos distintos: teatro, doblaje e incluso cine. O sea, por ejemplo en teatro los gestos se agrandan y en cine tienes que recortarlos. En el doblaje tienes que estar un poco como en ese punto intermedio para que no se te escape el matiz.

P: Quería haberles preguntado más acerca de esto pero, como ya han hablado sobre ello en la conferencia, no  quiero que se repitan mucho. Es sobre la repercusión de Dragon Ball en el mundo de la animación porque imagino que en esa época las series todavía no eran…

AL: De anime japonés era de lo primerito, casi que quitando la época de Mazinguer Z y esto que es un poco anterior, pero yo creo que fue la serie que dio el pistoletazo de salida para que aquí en España se empezara a dar una demanda y un interés por la cultura manga-japonesa. Creo que a raíz de esa serie ha marcado una época en ese sentido y que ha raíz de eso ha sido mucha la gente que ha investigado, que se ha aficionado y su sueño ha sido ir a Japón y conocer la cultura japonesa y creo que ha tenido mucho que ver esta serie.

 

P: Para acabar, ¿piensan que la traducción audiovisual tiene futuro en España, que los traductores de guiones pueden tener…?

AL: Claro, mientras haya televisión y obras que traducir…

P: ¿Y en qué idiomas sobre todo?

AD: Sobre todo inglés pero también alemán, francés…

AL: Generalmente la mayor parte de la producción audiovisual viene de Norteamérica, Estados Unidos…

AD: Pero hay de todo, hay de todo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s